viernes, 24 de octubre de 2008

La Emilia 9: Sweet Home Luisiana

Tengo otra amiga, Luisiana. Casada más o menos desde que nació; cualquiera que la vea por primera vez se da cuenta; debe de ser por la felicidad que le brota de todos los poros. Luisiana; deprimida, bajoneada y cajoneada. Luisiana, llora. Luisiana piensa que es cornuda. Una vez más. Luisiana llama. También una vez más. Cada vez que hablo con ella sobre este tema me saca una hernia en el cerebro. Ya le expliqué más de una vez que hay preguntas que no se hacen y pensamientos que no se tienen. Pero no me hace caso. Testaruda como toda taurina. La astrología, otro tema diría Santo Biasatti, que no me puedo sacar de la cabeza. Bruja de mierda, repito. Como siempre, vuelvo. Que Luisi no es la primera vez que te pasa, ya basta. Que cómo me decís algo así. Que disculpame pero me parece que esta conversación la tuvimos la semana pasada. El mes pasado, el mes pasado fue, ordinaria, me contesta. Mis amigas, a veces, me tienen podrida. Me llaman para que les de mi opinión y después no se bancan lo que les digo. Y eso que digo el 10 % de lo que se me pasa por la cabeza, ellas no se dan cuenta, o sí pero en todo caso no les importa. A mí tampoco. Claro, a lo mejor, no llaman para que les dé mi opinión, sino sólo para hablar, es una opción, pero entonces que no pregunten, qué mierda. Vuelvo a volver. Siempre pensás que te mete los cuernos. Ya sabés lo que pienso, nunca se sabe, para qué te vas a preocupar por las dudas. Ojos que no ven, corazón que no siente, decía mi abuela postiza, pero justamente... Lo vi saliendo de un telo con Marianela. La concha de su tía la renga, la vida de este tipo siempre fue un cliché, Marianela es la secretaria, tiene veinticinco años, está re buena, es re rubia, re boluda, re cool, tiene un re culo, un culo de la hostia a decir verdad. ¿Estás segura que era él?, dije en un brillante arranque de lucidez intelectual, a veces cuando no sé qué decir digo cada boludez… ¿Estás pelotuda?, me quiero matar, hijo de puta, me voy a tomar todas las pastillas que hay en casa, me voy a convertir en una piraña en su estómago, esa hija de puta vino a mi cumpleaños, ¿entendés? Se sacó Luisiana, y ella no es como yo, que me saco todo el tiempo, es de las que hacen cheesecake casero y, por ende, son peligrosas. Encima es inocente, más peligrosa todavía. Me temblaron hasta los huesos. Salgo para allá. Colgué y llamé a Verónica. Te paso a buscar para ir a lo de Luisiana, está de atar. Emilia, son las tres de la mañana. ¿Y? Vive en la otra punta de la ciudad. Andá cambiandoté que en diez te toco el timbre. Hay veces que hay que repetir las cosas porque la gente no entiende. Mecachendié.

12 comentarios:

carmela dijo...

Muy bueno el relato.

El marido es un muy clisé, es cierto.

Me parece fabuloso esto : "es de las que hacen cheesecake casero y, por ende, son peligrosas." (en tres segundos me la imaginé toda).

A mi me suele pasar que cuando digo la verdad con crudeza no me quieren escuchar, pero yo siempre anticipo "te voy a decir lo que pienso sin filtro" y si el oyente acepta que se haga cargo.
A mi me encanta cuando estoy pelotuda que me digan las cosas crudas y directas, me sirve. por lo tanto, considero que a todos les sirve la brutalidad verbal.

saludos

carmela (taurina y ¿no testaruda?)

Juliana dijo...

"es de las que hacen cheesecake casero y, por ende, son peligrosas"
Juuaaaa!!! Me encantó esa frase!!

Ya no sé qué palabras usar para elogiarte sin repetirme, para decirte de otro modo cuánto disfruto leerte, para que mis dichos no suenen obsecuentes o -lo que es peor- mecánicos...

Bienvenida sea esta nueva amiga!! ;)

Besos!!

Milvecesdebo dijo...

Problema de ensamble, sí, el cerebro debería tener ON OF, pero no, sigue andando y nos hace sufrir por lo que menos deberíamos y hacer lo que menos deberíamos... y da para mucho.
Si es verdad que la rubia en cuestión existe le dan las píldoras a ella con el jugo o la pisan porque estos especímenes se reproducen y nos invaden Ja!
Mil cariños

Marce D´Onofrio dijo...

Pobre Emilia, le toca cada amiga...
Pero al final ella salva a todas, va, viene, se pone loca, carbura, pero no se concentra en ella.
Ok, está buena, es piola, pero le falta centrar ("mirá qué noticia" diría ella)

Un beso enorme.

espejo dijo...

luisiana es una version casda de mi querida carlita...mientras que la emilia, ay de mi por la emilia doy mi reino (que se reduce a 37 armonicas, libros, discos, cuadernos y lña camiseta de racing)
en fin, tanto.
un abrazo menedez

Pablo dijo...

es de las que hacen cheesecake casero!!!!!!!!!!!!!! jajajajajajajaja

me encanto.

Yo no se para que llama y pide opinion. Despues no se banca lo que uno tiene para decir no?
Peor aun, cuando la cosas es sobre amores. De afuera se puede ver con una objetividad que para el que esta en medio del quilombo siempre suena cruel.
Yo siempre termino diciendo..." Y bueno...que se le va a hacer...fuerza.." y ese tipo de pavadas.

muy bueno! besos

Adriana Menendez dijo...

gracias, CARMELA. y sí, es así, que cada cual se haga cargo de lo que acepta. beso.


mi querida JULI, ¡y yo ya no sé qué palabras usar para agradecerte! estamos a mano. beso grande.


MILVECES: lamentablemente, el cerebro no es a pilas. ¿vos pensás que a la rubia habría que darle una pildorilla? qué sé yo, habría que escucharla primero, ¿no? un descargo no se le niega a nadie. mil gracias.


ay, MARCE, ¡el día que centre la emilia! ¡mamita querida! beso grande.


mi querido ESPEJO: su reino es muy rico y esa camiseta supongo que hoy domingo vale más. beso y abrazo.


PABLO: amor y objetividad, dos palabras que no suelen ir juntas. beso grande.

Blanc// dijo...

Siempre te veo comentando en blogs que yo también visito, y esta vez decidí ver el tuyo. Me gusta. Ahora no tengo tiempo de leer más. Ví el post de "tu amiga Verónica consejera" (no éste), pero si comento ahí quizá no lo leas.
Pasaré en otros momentos, mis saludos.

Princesa Letra dijo...

Querida Emilia: quería ver si le podrías pedir a la Luisiana la receta del cheesecake (eso la va a hacer sentirse "útil", además nunca viene mal una receta compliqueti pa cuando una deba fingir o canalizar obsesiones).
Querida Adriana:quería ver si podrías ampliar eso que te dijo el filósofo sobre Foucault y los blogs que dice ahí arriba :)
Gracias gracias, saludos!

Adriana Menendez dijo...

BLANC//: bienvenida, gracias por pasar y por tus palabras. comentá en el post que quieras porque los veo todos siempre. beso.


PRINCESS: en cuanto mi cabeza pueda, trataré de repetir lo que dijo este muchacho sobre foucault, éste no es el momento pero tenme paciencia que ya va a llegar. beso grande.

Blanc// dijo...

ahora que leí: son una bomba de tiempo, como los suicidas que se anuncian. O los perros que ladran. ¿quién dijo que porque ladren efectivamente no morderán? Hay de todo. Y me parece bien ir para sacarle el cuchillo justo antes de que le den 20 años de encierro en la cárcel de mujeres.
¡todo por un pito, hayase visto!

Adriana Menendez dijo...

BLANC//: usted lo ha dicho: ¡hay de todo!!!