miércoles, 28 de abril de 2010

La Emilia 50: EL día después de mañana...

El otro día fue el día de la tierra, algo que, como todos lo que me conocen se imaginarán, me tuvo en situación de éxtasis toda la jornada. Alguien, vaya una a saber quién, miembro con seguridad de la Asociación Vida en Libertad para las Hormigas Coloradas o similar, tiró un folleto por debajo de mi puerta. Muy ilustrativo el papelito, te da diez ideas para salvar el planeta. Lástima que llegó tarde, si no lo hubiera incluido en los 10 del otro día. Estas maravillosas e imaginativas ideas son:

1. separar la basura; ok, la próxima vez que saque basura de mi casa, trataré de que los bracitos y las piernitas, junto con la cabecita, ya no estén unidos al cuerpito, todo sea por la ecología.

2. formar pequeños ecologistas; ¿contrato enanos? Es lo único pequeño que por el momento soportaría tener a mi alrededor.

3. ahorrar agua y energía con tus jeans; no entiendo, yo no los riego ni los enchufo.

4. gastar menos energía en la cocción; y después cuando como la carne jugosa me rompen las pelotas con la triquinosis, por qué no se ponen de acuerdo la puta madre carajo.

5. conservar y reutilizar los alimentos; demasiado, too much, la única manera que se me ocurre de cómo reutilizar un alimento me hace vomitar.

6. imponer la moda del changuito de la abuela; pero si yo quiero imponer una moda, mirá si me voy a poner a pensar en el changuito de mi abuela, dejate de joder.

7. evitar los envases descartables; voy a tener que contratar a una medium para que me comunique con mi abuela nomás, no me va a poder mandar el changuito pero por ahí todavía tiene el teléfono del lechero que pasaba por su casa.

8. elegir productos nacionales; xenófobos despreciables.

9. reemplazar los productos de limpieza; ¿escupo y lengüeteo todo?

10. combatir los bichos sin tóxicos; claro, me voy a poner a hablar con una cucaracha para convencerla de que se vaya a lo del vecino, así Iturralde me interna.

Hablando de Roma, en lindo numerito me metió. Y yo, que soy tan buena alumna, mirá si no le iba a hacer caso. En dos días me tengo que sentar a hablar con el Fulano, a lo mejor, si ahora le interesa la ecología, le llevo el folletito y tengo tema para conversar.

2 comentarios:

zorgin dijo...

uniendo el 8 y el 10, mate las cucarachas con la alpargata.

Adriana Menendez dijo...

al grito de ahijuna, por supuesto, ZORGIN, muy buena idea.